Surgimiento de COCEAVIS, esfuerzo regional para el impulso de una alternativa autogestionaria para mejora del hábitat

El Cooperativismo de Vivienda por Ayuda Mutua (CVAM), ha surgido como producto de la necesidad de atención a los sectores populares que no cuentan con ningún apoyo ni opciones para mejorar sus condiciones de vida en cuanto a acceso a vivienda se refiere. A pesar de que esta corriente es de larga trayectoria en otros países de Latinoamérica, en El Salvador, y en otros países de Centroamérica, surgió en el año 2004 con el apoyo del Centro Cooperativo Sueco y la Federación Uruguaya de Cooperativas de Vivienda por Ayuda Mutua – FUCVAM, y aunque aun se encuentra en su etapa emergente, ha logrado consolidarse en relativo poco tiempo en la región.

 

El Modelo cooperativo de vivienda surge y se expande para impulsar el reconocimiento de la vivienda como un derecho ciudadano y lograr que la legislación nacional asegure este derecho para los sectores de menores ingresos económicos, aún cuando son anunciadas algunas medidas Estatales, pero en todos los casos, la población coincide en que no se concretan acciones para garantizar la vivienda a la población más vulnerable. No se dispone de todos los instrumentos necesarios para garantizar el acceso al suelo y al financiamiento estructural para la vivienda de interés social, que son dos grandes limitantes compartidas en los países Centroamericanos.

 

Las primeras cooperativas de vivienda por ayuda mutua en El Salvador surgen en el año 2004, y a la fecha se cuenta con 20 cooperativas ubicadas en al menos seis departamentos del país. La estrategia de integración y consolidación que como FUNDASAL se ha impulsado llevó a la creación en el año 2006 de la Mesa de Coordinación de las Cooperativas de Vivienda por Ayuda Mutua (CVAM), la cual fue el germen de la primera Federación Salvadoreña de Cooperativas de Vivienda por Ayuda Mutua – FESCOVAM, constituida el 3 de julio de 2010, la FESCOVAM tiene por objetivo promover el modelo cooperativista para garantizar el derecho a un hábitat y vivienda digna.

 

Este proceso seguido en El Salvador ha llevado a que otros países del área impulsarán la creación de las estructuras de segundo grado de las CVAM, así, varios años después se forma en Guatemala la Mesa de Cooperativas; en el Sur de Honduras la Mesa de Coordinación y en Nicaragua la Central de Cooperativas de Viviendas “Comunidades Unidas” - CENCOVICOD, organismos de segundo grado que representan a las cooperativas de sus respectivos países. En Costa Rica ha iniciado el proceso con un primer grupo pre cooperativo. Estos organismos lideran procesos de incidencia con el fin de lograr cambios estructurales a través de políticas públicas en apoyo al cooperativismo.

 

En El Salvador, la FESCOVAM ha sido protagonista en la presentación, el 16 de noviembre de 2010, del Anteproyecto de Ley de Vivienda de Interés Social – ALVIS al poder legislativo, así como también, en las gestiones y acciones de incidencia para lograr su aprobación.

 

 

Los procesos de incidencia que impulsa la FESCOVAM actualmente son: Lograr la aprobación del Decreto de Transferencia de Tierras Ociosas en el Centro Histórico de San Salvador; la propuesta de la política pública de apoyo a las CVAM; la aprobación del proyecto italiano para que favorezca a las CVAM del CHSS y la propuesta de reforma de la Ley General de Asociaciones Cooperativas; por lo que se mantiene un espacio de reunión con el Vice - Ministerio de Vivienda y Desarrollo Urbano y FESCOVAM, asesorada por FUNDASAL, así como el constante Cabildeo en la Asamblea Legislativa. Dentro de este mismo proceso se incluye las acciones juntos a otras organizaciones que conforman la CONAPO para la aprobación del ALVIS.

 

El cooperativismo como movimiento regional

 

El cooperativismo no ha querido circunscribirse a los límites de una frontera, sino que ha querido ser un movimiento regional que represente a todos aquellos desfavorecidos y desposeídos de su derecho a un hábitat y vivienda digna. Es por eso que, en diciembre de 2010, en San Salvador se dio paso a la conformación de la Coordinadora Centroamericana Autogestionaria de la Vivienda Solidaria – COCEAVIS, como instancia de articulación de los movimientos sociales y de las cooperativas autogestionarias de vivienda por ayuda mutua existentes en cada uno de los países centroamericanos.

 

La COCEAVIS está conformada por organizaciones representantes del movimiento cooperativista de Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica, quienes convergen en un mismo objetivo de validar el modelo autogestionario de cooperativismo de vivienda por ayuda mutua como una alternativa para superar la precariedad del hábitat que sufren los hermanos y hermanas centroamericanas, facilitar el acceso al suelo, así como crear y reformar los marcos legales e implementar mecanismos de financiamiento que viabilicen e impulsen el cooperativismo de vivienda en la región.

 

En esta línea, las organizaciones líderes del cooperativismo en cada uno de los países han presentado propuestas de ley para reformar las legislaciones nacionales, las cuales, en su mayoría, no contemplan mecanismos de acceso al suelo ni fondos de financiamiento estructural para superar el déficit habitacional. Tampoco se reconocen figuras como la del modelo autogestionario y la propiedad colectiva en la normativa legal. Lo cual conlleva a que las políticas públicas no atienden directamente la problemática del hábitat ni contemplan este modelo alternativo para la ejecución de medidas.

 

Es por ello que uno de los objetivos de COCEAVIS es impulsar procesos de incidencia que generen cambios estructurales en los marcos legales, en los mecanismos de financiamiento y en las políticas públicas de acceso al suelo, para que los gobiernos reconozcan y asuman el modelo de cooperativismo de vivienda por ayuda mutua como parte de sus medidas para enfrentar la problemática de la vivienda en sus respectivos países.

 

Para lograr esos cambios, se requiere de un movimiento social del cooperativismo con una fuerte participación comunitaria, con base en las familias desfavorecidas por el Gobierno y el Mercado. Nunca se pierde de vista que las reformas que se quieren impulsar son para procurar un marco político adecuado para el desarrollo de estas familias, por lo que son éstas las principales protagonistas en la lucha por mejores condiciones de hábitat. Por lo que la COCEAVIS busca ser una coordinadora de los esfuerzos de este movimiento, no la protagonista ni mucho menos, su apoderada. Todo el esfuerzo y el mérito le corresponden a las familias que han visto en el cooperativismo una bandera de lucha por una vida más digna, y en la COCEAVIS, un espacio donde articulan y fortalecen sus esfuerzos.

 

La COCEAVIS funciona como un espacio de transferencia de conocimientos y experiencias de los diferentes cooperativistas de la región Centroamericana, quienes contrastando su realidad con la de los otros países, comprenden mejor la dimensión de su problemática, así como fortalece que genera su participación, organización e integración. Al comparar unas vivencias con otras, unos discursos con otros, se va nutriendo el modelo cooperativista, siempre manteniendo su esencia, pero enriqueciéndose con sus diversas demostraciones y evoluciones en la práctica. De ahí la importancia de la labor de la COCEAVIS por fomentar y velar por los principios y valores cooperativistas, a manera que éstos se cumplan y se garanticen sobre la marcha.

 

Todo lo anterior se ve expresado en el logo de la Coordinadora Centroamericana Autogestionaria de la Vivienda Solidaria, consistente en rayos concéntricos, de color anaranjado, color de energía, que le dan  vuelta al istmo Centroamericano, en símbolo de que lo que busca es cambiar las estructuras que los limitan, revertir la realidad actual, y que va consolidando su color, es decir, que el movimiento y el discurso va madurando conforme se avanza, madurando para ser más fuerte, porque emana de las ganas de las familias Centroamericanas para salir adelante.

 

Principales logros

 

  1. Integrar el movimiento cooperativista en el ámbito Latinoamericano, un primer paso en este sentido, fue la reunión de la COCEAVIS celebrada en marzo del 2012 en Uruguay, en la que se propició un acercamiento con la Federación Uruguaya de Cooperativas de Vivienda por Ayuda Mutua - FUCVAM. En este contacto, se dejó planteada la posibilidad de incluir a Bolivia, Paraguay y Brasil en ese espacio que poco a poco se fortalece en un solo movimiento Latinoamericano.

 

  1. Se ha propuesto la creación de un Centro de Formación Cooperativista Latinoamericano que funcionará en dos regiones, Centroamérica y Sur América.

 

  1. Contribuir en las gestiones para las aprobaciones de las leyes de vivienda u otros marcos legales que favorezcan a las CVAM.

 

  1. Actividades coordinadas que se han desarrollado simultáneamente en todos los países del área como la marcha de la Casita Cooperativa, celebración de días conmemorativos como el día mundial del Cooperativismo, del Hábitat y Los Sin Techo; así como el lanzamiento del libro “El Camino Posible”; realización del primero congreso regional de la COCEAVIS realizado el 1 y 2 de diciembre del 2012 en San Salvador,  edición de tres números trimestrales del periódico como órgano de divulgación de la COCEAVIS (para el 15 de febrero saldrá la cuarta edición). Además, cada tres meses COCEAVIS realiza una reunión regional de Coordinación con los respectivos delegados de las organizaciones de segundo grado y las instituciones que las asesoran.

 

 

 

7 de febrero de 2013

Vistas: 543

Comentario

¡Tienes que inscribirte para agregar comentarios!

Únete a Mejores Prácticas

© 2019   Creada por Foro Iberamericano.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio